Soria: Cuando ser un alcalde xenófobo no era impopular

junio 17, 2015

Hasta ahora, papá.

junio 17, 2015
empty image
Comparte:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Este blog empieza con un final, que a su vez es un para siempre.
Quería que la primera entrada estuviera dedicada a mi padre que murió en enero y a quien nunca podré decir adiós.
Tuvo elegancia hasta para irse, haciéndolo con mucho cariño, dejando a una familia unida para siempre y una fuerza en mi madre,en mi hermano y en mí imperecedera.

Como no quise/pude despedirme, le cogí la mano en el hospital y le dije “hasta ahora, papá” y se lo tomó tan al pie de la letra que nunca desde entonces me ha dejado sola y sé que nunca lo hará porque él tenía cuatro grandes amores: mi madre, el periodismo, mi hermano y yo; no necesitó nunca mucho más para considerarse un hombre feliz y su capricho material más valorado eran sus libros. Pilas y pilas de libros que le aliviaron la tristeza y el dolor durante su enfermedad y antes le libraron de otra forma, le libraron de la pobreza y del techo de vivir de zafra en zafra, agachado delante de la tierra para sonsacarle algo para sobrevivir.

Siempre admiró a la gente humilde, les idolatró y se sentía a gusto entre ellos, aprendiendo para luego escribirlo a todos, a través de esa mirada suya, que era un espejo de los desheredados y a la vez una ventana para aquel mundo loco que se olvidó de su origen.
papi-y-yo-mayor-para-blog-ok

A veces quiero enfadarme como una niña y maldecir la vida, el cáncer y todo lo que te ha alejado de mí. Gritarle al viento que por qué tenías que morir, con lo buena persona que fuiste, con lo poco que demandaste para ser feliz, con la cantidad de malas personas que caminan por el mundo… Pero eso sería insultar tu inteligencia y la mía, porque tú y yo sabíamos que este mundo era cruel, antes de tu cáncer y después; que este mundo contempla impasible muchas injusticias sin inmutarse y no ha mirado nunca por los buenos ni los malos. Tal vez, por esas injusticias hemos elegido el oficio que hemos elegido. Tampoco te voy a reprochar que me dejaras sola en nuestro equipo, porque aprendí de ti a tener cintura para manejarme en los conflictos, en la tristeza y en la soledad. Ojalá nunca se borren ni de los ojos ni del caracter eso que todos dicen que tengo de ti, para poder recordarte siempre y que todos lo hagan a través de mí, de Juan, de mamá y de toda la gente que te quiso y que te quiere. “Seguimos hablando”. Nunca morirás del todo, como dijo Horacio y menos con todas estas huellas que has dejado y el amor que has sembrado.
Gracias, papá, por lo tangible y lo intangible.

Comparte:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

38 comments

  1. entre las imperfecciones del mundo está que desde el cielo de los humildes donde mora el maestro Adolfo , no pueda escribir un comentario a este precioso texto. Me lo imagino socarrón, guardando la emoción pa dentro y escribiendo: “mira la hija esta, que sentimental se me puso, eche por la sombra Gara que ya usted es grandita”, algo así escribiría, creo yo. Buena entrada y maravilloso logo con ese peligroso animal que nos vigila a los lectores. Besitos y feliz cumple años con retraso. Besos locaplaya.
    Juan G. Luján

  2. Siempre me ha parecido que tienes un don para la palabra y cuando se trata de sentimientos,pues más.. Creo,humildemente,que la mejor manera de honrarlo,entre otras cosas importantes,es con eso,con palabras…no lo dejes. Besos y abrazos

  3. Eres única escribiendo prima, como tu padre!! Tus palabras me han emocionado mucho… Sigue por ese camino que llegarás lejos. Muchos pesos

  4. Palabras #conpoderes que revuelven al que lee, sin embargo no los deja mareados, no nubla sus sentidos o les deja la boca seca; visceral y ligero a la vez. Esto sólo lo consigues tú con tu papá´s background…
    Felicidades +++

  5. Conocí a tu padre porque compartíamos pasiones. Una gran persona y gran profesional del que me inspiré para algunos de mis trabajos. El también “ametralló” alguno mío.
    Seguro que me encantará leerte a ti también.

  6. Precioso Gara. Siempre me ha gustado leerte con ese “no sé qué” que tienes para transmitir las historias. Espero tus ‘borradores’ 😉

    Y felicidades a los creadores del logo. El periodismo no deja de ser un perro con hambre.

  7. Gara, escribes como tu padre Adolfo, con el corazón, por eso llegan tú y él al corazón de tanta gente. Un placer leerte, que se repita muchas veces más

  8. Tuve la gran suerte de conocer a tu padre desde niño aquí en Carrizal en los años 60. Cuando se inició en el equipo de futbol que dirigía el cura D. Santiago. Cuando trabajó en Intercasa para sacarse unas perrillas para poder seguir estudiando.Cuando se reunía con los vecinos/as de Las Puntillas de las que guardo celosamente unas fotos. De su andadura como periodista en Diario de Las Palmas y Canarias 7, que nos seguíamos viendo.Y sobre todo, que tuve la suerte de entrevistarlo en el Barrio de Las Puntillas, junto al Molino, hablando sobre el Barrio y de la Comarca del Sureste.Para todos/as los que le conocimos un gran periodista y gran persona. Seguro que Dios le tendrá junto a El. Saludos.

  9. Hola Gara, soy un vecino del barrio Las Puntillas (Carrizal) donde tu padre pasó parte de la niñez y juventud con la estupenda familia de Manolito Santana (el barbero) y Juanita Sánchez. Me alegro mucho por haberme “tropezado” con tu blog porque precísamente hace unos días me pasó un compañero los textos escritos por tu padre de “Zafras” porque solamente había leído el primero y me encantaba su forma de escribir-contar las historias que según creo, dicho sea de paso, ha tenido mucha infuencia en tu redacción.
    Aunque cada cual tiene que forjar su personalidad y estilo propio, no tengas reparo en imitar las cosas buenas que aprendiste de nuestro querido Adolfo y, por encima de todo, sus grandes dosis de humildad y sencillez. ¡Sigue así ni niña q

  10. Gara…eres tu…y siempre seras tu… mientras leía lo que has puesto en tu blog, me parecía verte delante de mi, con esa energía que a pesar de los pesares siempre cargada de positividad. Siempre estarán juntos y eso lo sabemos las dos, habla de el en presente porque sabes que está contigo. Ha sido bello lo que ha puesto y las imágenes me traslada en el tiempo. Mucho tiempo tendrás para seguir adelante en tus metas y el te llevará de la mano, aunque tu no lo veas, lo sientes.Un abrazo grande y sigue adelante con este blog, Enhorabuena por esa iniciativa tuya, la aplaudo mi niña linda!

  11. Allá, a finales de los años setenta y principio de los ochenta, ir al sur a trabajar era soportar horas de caravanas. Desesperante. Un día cogí el teléfono y llame a tu padre a la redacción del periódico. Le explique lo que estaba sucediendo. Nadie hacia nada por remediarlo. Unos días después se publicó la noticia en el periódico. Al poco tiempo tráfico opto por dar una solución: ponían unos conos; para hacer dos carriles en dirección sur, a primera hora de la mañana, dejando uno dirección Las Palmas. Así fuimos tirando hasta que se terminó la autopista.
    Allí donde estés, gracias.

  12. Ánimo cariño, cuando hablan los sentimientos poco queda por decir. Tú tienes duende, igual que tenía papá. Escribe y transmite todo lo que puedes dar, que todavía es mucho.
    Un abrazo cariño y “sube la mano Gara”.

Si te apetece, deja un comentario